lunes, 19 de abril de 2010

Encuentro becarios DAAD KArlsruhe

Este fin de semana atravesé todo el país para ir a dar una presentación de biocombustibles en el Karlsruher Institut für Technologie. La ida fue un suplicio, pero la conferencia fue un exitazo.
Nunca había hablado frente a tantas personas. Yo calculo que habían unos 100. Todos estuvieron muy atentos y hasta tuvieron que cortar la sesión de preguntas por que mucha gente quería comentar.
Me regalaron un pointer por mi "very passionate participation" y recibí muchos cumplidos. Happy days.
Después el DAAD tenía organizado un tour por la ciudad así que nos llevaron a conocer los highlights. Yo ya conocía, pero la guía de esta vez fue mucho mejor que Eugenia(juar juar) a quien vine a visitar en 2006.
Dos nuevos amigos y yo nos fuimos de paseo cuando se acabó el tour. Oh cliché. Clima idílico, montamos unos barquitos y tomamos café.

En la noche nos llevaron a cenar a un restaurante "de-lu-jí-si-mo mijita"con mucha comida delicious. Después hubo "noche disco" que en realidad fue una pesadilla de mala música. Mi teoría era que el DJ estaba enojado por trabajar en fin de semana y decidió arruinarnos la noche a todos.
El tío de Einstein bailó emocionado la macarena, que como todas las demás canciones, la tocaron completas. QUE HORROR!
- Se me hace que le puso Shuffle a su carpeta de música gacha. verdad José?
José no compartió mi opinión y se la pasó "chévere" bailando al ritmo de las canciones del siglo pasado

Como la disco se acabó a las 12:00 y nos quedamos enfiestados, nos fuimos a buscar diversión siguiendo a unos chilenos. Los susodichos desaparecieron misteriosamente -como en una película de zombies- después de que nos negaran la entrada (seguramente) por estar feos gordos y morenos. Regresamos al hotel después del fracaso rotundo y mis amiguis Karla Gaby y José se quedaron en mi cuarto donde intentamos ver una película de Bollywood. Karla y Gaby se quedaron dormidas pero José y yo continuamos jocoseando hasta el amanecer.
Al día siguiente pasé tres horas en Manheim por que tenía que hacer ahí mi cambio de tren. Ví a Rey, a Aleksandra y a baby Tristanek, que es todo un galán.
Luego me acompaniaron a la estación nos despedimos y nos quedamos de ver otra vez, pronto.
YAI. Lindo fin de semana pues.

1 comentario:

  1. El suplicio del agua! que bien, que bien! Felicidades Ther!

    ResponderEliminar