sábado, 13 de junio de 2009

Se prohibe reir...


Esta foto es espantosa. Parece que acabo de terminar labor de parto y peor... que tuve quintillizos.

Pero soy yo con mi botón de morfina. Muy maravilloso remedio en el caso que alguien me hiciera reir. Los factores de riesgo eran: Anie, Yizo, Ivs y mi mamá quienes gustan del joco aún en las situaciones más estresantes.

Había logrado pasar mia días sin reir. Hasta que le estaba contando a mi mamá de mi cámara.

Yo: Se trabó el zoom y se la di a Rafa para que la arreglara. Pero Rafa le descompuso el display.
Después le arregló el display, pero ya no sirve la entrada del cable.
Mamá: Y cómo la arregló Rafa?
Yo: Como "la liebre". Le puso Mermelada, mostaza no... ni que fuera un sandwich, pero limón eso sí... el limón lo cura todo.
Mamá con los ojos muy abiertos: Le puso mermelada a la cámara????

Rei y rei. Y lloré y lloré. Todo a la vez. Cada vez que reia, me dolía muchísimo. Pero no podía parar. Cuando pasaron los dolores tipo calambres/choques eléctricos, pense que había valido la pena el dolor. Reir siempreha sido mi pasatiempo favorito.

1 comentario:

  1. si te ves al borde de la muerte, nada de color, no no

    ResponderEliminar